Malos tiempos para el derecho a la vivienda en Sanse

Pasadas ya las 2 últimas legislaturas fallidas de la izquierda en Sanse, el problema de la vivienda sigue sin resolverse, la nula construcción de vivienda pública, ni venta ni alquiler en el primer curso, se resolvió con la cesión de 9  viviendas por parte de la SAREB, el gobierno tripartito, después bipartito hizo caso omiso de las múltiples movilizaciones en la calle por parte de la PAH y otras organizaciones y ciudadan@s, que reivindicaban vivienda pública en alquiler en Sanse.

En la última legislatura la situación fué a peor, no solo no se renovó el convenio con la SAREB por parte de la concejalía de urbanismo, sino que su vicealcalde, Sr. Perdiguero, presumió de que el Ayuntamiento no tenía por qué realizar ninguna politica de creación de vivienda pública en Sanse, vaciando de contenido a la empresa municipal de suelo y vivienda. A la sazón la Comunidad de Madrid anunciaba la creación de un plan VIVE, por la que pensaban construir un número  488 viviendas en alquiler para Sanse en la zona de Tempranales,  a día de hoy y según las denuncias que hace Izquierda Independiente se califica de engañoso el Plan Vive por lo que afirma que la mayoría de personas de San Sebastián de los Reyes que necesitan una vivienda no podrán acceder a las que se están construyendo en la ciudad porque tanto los precios como los requisitos de ingresos económicos son excesivamente elevados.

El precio del alquiler de los pisos de 1 habitación asciende a 690€ o 1088€ si es de 3h, a esto hay que sumar gastos de comunidad, luz, agua y gas así como las tasas de basura y el IBI.

Por otro lado, el requisito de salario neto para poder acceder es entre 1700 y 3000 euros mensuales, algo que no está al alcance de la mayoría de personas que necesitan un alquiler asequible.

Así que estamos en lo de siempre se hacen viviendas para gente de un poder adquisitivo alto y no para lo que debería de servir la vivienda pública, es decir, para facilitar el derecho a la vivienda a familias o personas mas vulnerables o con ingresos bajos, es decir para votantes del propio PP.

Nos queda un último hito en esta historia que es la aprobación del plan parcial del Cerro del Baile que pretende construir 3.600 viviendas, 2000 de ellas de protección pública y 1.000 de propiedad del Ayuntamiento.

Sobre este desarrollo hay que contar con la frontal oposición del movimiento vecinal que protesta por la destrucción de ese entorno ecológico:

Según estos vecinos, El Cerro del Baile podría traer estas consecuencias:

1.- Una mayor presión urbanística a la Dehesa Boyal .

2.- Desaparición del espacio natural de Cerro del Baile.

3.- Un gran impacto paisajístico.

4.- Más torres de alta tensión colindantes.

5.- Ampliación de la M-50.

Ver comunicado de la Plataforma Vecinal DEHESA VIVA.

Por otra parte y según las últimas noticias:

El gobierno de San Sebastián de los Reyes reconoce que no existen proyectos de reparcelación ni de urbanización aprobados para Cerro del Baile.

Izquierda Independiente lleva meses denunciando la irregularidad de este especulativo proyecto urbanístico. Recuerda que la propia Junta intentó cerrar acuerdos oscuros con el anterior gobierno antes de las elecciones municipales. Ahora, algunas promotoras están pidiendo hasta 60.000 euros por pisos ficticios y otras se anuncian con ubicaciones exactas en parcelas que no existen.

Mientras tanto se siguen produciendo desahucios en Sanse y las familias o jóvenes tienen que marchar a la búsqueda de otros municipios mas asequibles con lo que todo eso conlleva, mientras se siga viendo la vivienda como un negocio y no, como un derecho, el articulo 47 de la tan traída y llevada Constitución por unos y otros, será papel mojado.

Carlos Somavilla

Carlos Somavilla

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *